Juan Carlos García
18 julio, 2018

INFINITI lanza una nueva campaña de TV llamada “Start Your Own Legacy Summer Sales Event“, dirigida por el director nominado al Oscar, Craig Gillespie. La campaña desafía la noción “Si no es alemán, no hay rendimiento de lujo”, al llevar los SUV de INFINITI nada menos que a la famosa pista de pruebas de Bilster Berg en Alemania.

En el circuito alemán, INFINITI presenta el totalmente nuevo QX50, el crossover QX60 para 7 pasajeros y el tope de la maga QX80 para demostrar el legado de diseño y potencia de INFINITI. Los crossovers y SUV superan la noción tradicional de lujo con un diseño moderno y tecnología de vanguardia, junto con un rendimiento emocionante.

Para destacar el legado de lujo de INFINITI, queríamos visitar el territorio de nuestro competidor“, dijo Phil O’Connor, director de comunicaciones de marketing y medios de INFINITI USA. “Este verano, en uno de los campos de pruebas de automóviles de renombre mundial y exclusivo de Alemania, nuestros SUV demostraron cómo combinan con éxito la tecnología y el rendimiento con las características y la capacidad que las familias esperan de los SUV de lujo”.

Dirigidos por el renombrado Gillespie, los spots son cinemáticos y dramáticos. Al mismo tiempo, la campaña es atractiva gracias a un legendario piloto de carreras alemán de la talla de Konrad Gunther, al mando de los 3 modelos INFINITI.

A medida que la familia  SUV de INFINITI se desata en la pista en el spot “Two Engines” de 30 segundos, Gunther primero enfatiza que el circuito es solo para modelos de lujo alemanes. Luego se impresionó rápidamente con el primer motor de compresión variable del mundo, el VC-Turbo, en la QX50 y se quedó pensando: “¿Por qué Alemania no hizo esto primero?”

En el anuncio de 30 segundos, el QX50 demuestra la impresionante potencia de su VC-Turbo, junto a tecnologías como ProPILOT Assist, que son demasiado tentadores para Gunther, que ya no pudo sentarse y mirar.

En el QX60, otro spot de 30 segundos, Gunther se burla de las características del crossover para siete pasajeros, incluida la segunda fila deslizante, pero luego de probar su desempeño, pregunta si viene en su color favorito.

Finalmente, en el spot largo de 90 segundos titulado “Konrad’s World“, (“El mundo de Konrad”), el avezado piloto bávaro proclama algo inaudito: “demostramos que los autos de lujo alemanes son los mejores… hasta el día en que apareció la familia de SUV de INFINITI”.

Los modelos lo dejan cuestionando la definición de desempeño de lujo. En los lugares, Gunther interactúa con los controladores INFINITI estadounidenses.

La campaña concluye con “no hay nada tradicional” sobre la familia SUV de INFINITI.