Juan Carlos García
22 abril, 2019

Otro innovador aporte de Volvo a la automoción: la firma sueca pondrá al alcance de toda Europa su innovadora y revolucionaria tecnología de seguridad conectada, como un paso más en su objetivo de mejorar la seguridad del tráfico.

Esta tecnología de seguridad permite a los vehículos Volvo comunicarse entre sí y alertar a los conductores de la presencia de zonas deslizantes y otros peligros a través de una red basada en la nube.

“Compartir datos de seguridad entre vehículos puede ayudar a evitar accidentes”, afirma Malin Ekholm, responsable del Centro de seguridad de Volvo Cars. “Los propietarios de un Volvo contribuyen directamente a hacer las carreteras más seguras para los demás conductores que disponen de esta función y al mismo tiempo se benefician de recibir alertas anticipadas sobre los posibles peligros que tienen por delante”.

Los estudios de seguridad de Volvo demuestran que ajustar la velocidad a la situación real del tráfico puede reducir considerablemente el riesgo de accidentes. Al avisar a los conductores sobre los peligros que van a encontrar más adelante y darles por tanto la posibilidad de adaptar su modo de conducción, las tecnologías de seguridad conectada pueden contribuir a mejorar la actuación de los conductores y a aumentar la seguridad del tráfico.

Con la presentación de estas funciones en toda Europa, Volvo Cars también reitera su invitación al sector automotriz a compartir datos anonimizados relacionados con la seguridad del tráfico entre las diversas marcas de vehículos.

Compartir estos datos en tiempo real puede suponer un gran impulso para la seguridad general del tráfico y su influencia será cada vez mayor a medida que haya más vehículos conectados. Desde el año pasado, Volvo Cars y Volvo Trucks comparten datos en Suecia y Noruega para alertar a otros conductores de los peligros de su entorno.

Cuando se introdujeron, los sistemas de Volvo Cars fueron los primeros de su clase en la industria. Tan pronto como un Volvo equipado con este sistema enciende las luces de emergencia, la Alerta de luces de emergencia envía una señal a todos los vehículos Volvo de los alrededores que estén conectados al servicio de la nube para

El mes pasado, Volvo Cars anunció una serie de medidas destinadas a promover un mejor comportamiento de los conductores y una conducción más segura. Desde 2020, todos los Volvo tendrán limitada su velocidad a 180 km/h.

Volvo instalará en el interior del vehículo cámaras y otros sensores que permitirán detectar si el conductor está claramente distraído o conduce bajo los efectos del alcohol o las drogas. En tal caso, el propio sistema podría intervenir para evitar el riesgo de un accidente que podría provocar lesiones graves o incluso la muerte.

La firma sueca está facilitando el acceso a sus conocimientos sobre seguridad a través de una biblioteca digital centra (.E.V.A.)l e invita al sector automotriz a utilizarla para hacer de la carretera un lugar más seguro para todos.