Juan Carlos García
20 abril, 2015

 Un ‘RevolucionariuM’

Con el compromiso de alto rendimiento que define a los de su estirpe, el nuevo BMW X6 M marca el siguiente capítulo de una historia de éxito, constituyéndose en un importante paso de excelencia dinámica y eficiencia excepcional.

Los estrategas de Munich debieron seleccionar un recinto neurálgico de talla histórica, intenso y tecnológico, para proyectar a los cinco continentes su nuevo modelo. Así las cosas, bajo el fuego de tinta de la prensa especializada internacional, el totalmente nuevo BMW X6 M presentó al mundo su poder, glamur y ‘tecnocracia’ sobre la novel pista, demostrando que es una de las mákinas más asombrosas del emporio de Múnich.

El circuito que Austin resultó idílico para esta ‘cumbre’ bávara con sabor tejano, donde MAKINAS compartió los numerosos valores de un superbo M grande pero ligero, serpenteando curvas y devorando rectas con soberana destreza, en un autódromo que se rindió a sus gomas durante una larga jornada de pruebas.

 

El Escenario de la Prueba Mundial

El Totalmente Nuevo BMW X6 M, Destella su M hasta ‘Magno’ Poder - MAKINAS (9)El Circuito de las Américas es la pista de Fórmula 1 más joven del planeta. El escenario es fastuoso, rodeado de grandes infraestructuras para atraer oleadas de visitantes y una torre central que domina la gran llanura donde se desenvuelve el Circuito. Con sus 5.5 kilómetros de extensión ha magnetizado grandes audiencias y acogido grandes competencias y gladiadores, donde los monoplazas compiten en sentido contrario a las agujas del reloj, permitiendo desarrollar una velocidad máxima de 320 km/h.

La bandera a cuadros se agitó por primera vez un noviembre del 2012, para galardonar a los tres primeros lugares de la naciente sede: el británico Lewis Hamilton, el alemán Sebastian Vettel y el español Fernando Alonso, proverbiales estrellas dignas de una inauguración de tan altos vuelos, sin pasar por alto que Michael Shumacher estuvo allí, reuniendo un cuarto millón de fans en su primer fin de semana de tenso estrépito.

 

Nuevo Coraje de Estilismo y Vigor

El nuevo exponente BMW se destaca por su impresionante imagen, atractivamente agresiva, dotado de numerosos elementos que contribuyen adicionalmente a diferenciarlo aún más de los modelos M actuales. Es una mákina a la que todo le luce. Su diseño se ha superado a sí mismo, cuyo extrovertido ‘rostro’ conjuga la versatilidad y robustez de un BMW, con la típica elegancia y deportividad de todo cupé de la marca. Su frontal corpulento presenta los mismos rasgos genéticos afines, pero reafirmando la letra “M” como la más Poderosa del Alfabeto Auto‘M’otriz.

Sus LED y cuerpos ‘By Xenon’ han sido tensados con un coraje nuevo de estilismo y vigor. Los fornidos halógenos suman carácter, mientras que la soterrada parrilla es una escultural signatura de poder bávaro. Su vista lateral es suntuaria y dinámica, rematando su corpulencia con el trazo curveante de la zona posterior, donde el ‘Pure Extravagance’ respira armónicamente.

Hay detalles particulares que deben especificarse, como su clásica doble rejilla, sensiblemente engrandecida en este modelo, que nos recuerda las transformaciones de que es capaz la marca a la hora de diseñar y rediseñar sus mákinas. La alta calidad exhibida, sus trazos sólidos y el temperamento en general de todo el conjunto nos hacen ver cómo la aerodinámica y la deportividad fundidas en tan excepcional manera han sido capaces de llegar tan lejos, haciendo del universo M del X6 un vigoroso estado de ánimo.

 

Habitáculo de ‘M’agnitudes Excepcionales

“Con su glamur y ‘tecnocracia’, el totalmente BMW X6 M ha demostrado al mundo una vez más, que es una de las mákinas más asombrosas de la industria”

Confort y tecno-ambiente orientado al conductor son los cómplices más visibles en el habitáculo del BMW X6 M, donde el ambiente lujoso y el esteticismo deportivo comparten créditos en perfecta simetría, salteados con llamativos detalles de exquisita calidad. Desde el primer encuentro con el volante y el tablero, ambos a piel y metales, vivimos una relación hombre-mákina singular.

Los acabados y refinamiento exudan el vibrante concepto de lo premium con trazos vigorosos y sensible originalidad. La ergonomía que suministran los asientos es casi una terapia de cuerpo entero, en exquisito diálogo con sus Alcántaras, sumado al placer táctil que significa ir en contacto con esas finas texturas, habida cuenta que el modelo brinda mayor espacio en las plazas traseras.

Del lenguaje digital de su pantalla central hay una tinta especial deseosa de describirlo: su información vital en un dialecto multicolor, con luces indicadoras de cambio de marcha. El sistema iDrive mejora la integración del usuario con el info, con voz de mando para su USB e iPod, ahora más sensible e intuitivo. Oprimiendo un botón se opta por una pantalla más deportiva. Una pantalla adicional de alta resolución a todo color opera en el parabrisas, como destacado detalle premium.

Las innovaciones del ConnectedDrive hacen disfrutar más el control del M. Mientras que sus sistemas Surround View, el generoso Head-Up Display HD, BMW Night Vision y el Park Assistant, complementan las riquezas de cabina, con presencia destacada del símbolo M.

 

“M” la letra ‘M’ás Poderosa del Alfabeto Auto‘M’otriz

El nuevo propulsor V8 de 4.4 litros del BMW X6 M tiene una impresionante potencia de 567 hp y un par máximo de 750 Nm, a partir de los 2,200 rpm, gracias a su poderosa tecnología M TwinPower Turbo con carga TwinScroll Bi-Turbo, a lo que se suman los sistemas Valvetronic y el de inyección directa de gasolina High Precision Injection, propios de Minuch, a lo que se asocia la tecnológica caja automática Steptronic M con Drivelogic de 8 velocidades.

Se trata del motor más potente jamás creado por BMW para un modelo X, ostentando unos 70 Nm más que la generación previa, pero al mismo tiempo, fue ha reducido el consumo sobre un impresionante 20 por ciento.

 

Prueba Bajo la Atmósfera F1

“Es impresionante lo fácil que resulta devorar un circuito como el de las Américas a bordo del X6 M, dominando esas curvas a alta velocidad, mientras las gomas le cantan al asfalto… una delicia, especialmente por toda la tecnología involucrada”

Su innovación queda certificada a la hora ponerlo a volar con el acelerador a fondo. Este ‘proyectil’ es capaz de impulsar al X6 M de 0 a 100 km/h en sólo 4.2 segundos, siendo más rápido que algunos deportivos de menor peso.

Acelerar al BMW X6 M por la pista donde han dejado su huella Sebastian Vettel o Fernando Alonso, dispara el ego de cualquier conductor, suficiente para sentir el contagio de su adrenalina. Igualmente es fascinante poder avanzar a todo ‘bolidaje’ por un circuito tan tecnológico y espectacular, a nivel de un lujo en millones de kilómetros, cortesía de nuestros amigos de BMW AG y Autogermánica, un sentimiento que se eleva a la “M” potencia por hacerlo en una de las mákinas más extraordinarias de la Tierra.

Es impresionante lo fácil que resulta dar “una vuelta rápida” a bordo del X6 M (sin ánimo de romper récord). Tomar esas curvas cerradas a alta velocidad, mientras las gomas le cantan al asfalto, es una delicia, especialmente por toda la tecnología involucrada que no permite fallas en el trayecto.

Dos botones en el volante son cruciales para la adrenalina: el M1 y M2. No se trata del típico botón para el modo ‘sport’ como sucede en la mayoría de los deportivos, sino de un sistema que permite al conductor una gama de configuraciones que ajusta de forma independiente la potencia, la dirección y la suspensión para las opciones COMFORT, SPORT y SPORTPLUS respectivamente; así como el rango de cambios de velocidad en tres niveles, además del modo automático o secuencial. Según se le antoje, el conductor puede elegir una gran diversidad de combinaciones; por ejemplo: potencia-SPORTPLUS › suspensión-COMFORT › dirección-SPORT › rango de cambios-D2. El binomio de botones ‘M’ saca, de este ángel de vehículo, el demonio que lleva dentro. Así lo vivimos entre las curvas a todo color del Circuito de las Américas de Austin.

 

El ‘M’agnífico Trofeo de Ser un X6

El Totalmente Nuevo BMW X6 M, Destella su M hasta ‘Magno’ Poder - MAKINAS (2)La excelente dinámica de conducción y potencia M, fueron algunos de los placeres vividos en nuestra experiencia de Austin, al haber probado una mákina de altísimas credenciales, con énfasis en el diseño excepcional y un rendimiento ‘parteaguas’.

En suma, el BMW X6 M es un deportivo de pura sangre, con pedigrí bávaro capaz de emularse a las mákinas más rápidas; igualmente es un poderoso todoterreno vencedor de caminos difíciles; es una SUV que monta plácidamente a toda una familia… todo esto con el lujo y esplendor que demandaría el conductor más exigente.