Juan Carlos García
5 abril, 2016

BMW ha estado trabajando en un reemplazo para su envejecido Z4 desde hace algún tiempo, probablemente desde que fue anunciada la alianza con Toyota. De allí que algunos paparazzi hayan capturado el posible sustituto del Z4, nada menos que el BMW Z5, “atrapado” en estas pruebas furtivas invernales en Suecia.

La información del Z5 es escasa, pero al verlo sobre la nieve podría eso sugerir que vendría con sistema xDrive. Habrá que esperar, de modo que se vale especular al todo por ciento. Parece tener proporciones clásicas de convertible, con un baúl corto y una lona larga, pero la imaginación de cada cual debe encargarse de completar la idea.

Es probable que sea convertible y que se construirá en conjunto con Toyota compartiendo chasis y los fundamentos de la siguiente generación del Toyota Supra. Por lo que debe ser relativamente ligero y divertido de conducir.