Juan Carlos García
8 marzo, 2016

Bajo la coreografía de adrenalina pura del Gymkhana de Ken Block, en su versión 8, el acróbata piloto lleva a las esplendorosas calles de Dubai el Ford Fiesta ST RX43, transformado en una mákina impresionante, vestida para un malabarismo excepcional. El video lo dice todo, donde la pequeña mákina de Ford demuestra agallas, fiereza, control total y un ballet de poderoso estilismo. Hay detalles increíbles: el chita como mascota, la arena reventada por el Fiesta ST, el escape escupe fuego, fuentes, aviones, una producción tan larga como asombrosa y un sin fin de atracciones a la vista… con la aguja del edificio más alto del mundo rascando la estratosfera… chequea!