Yanira Tavarez
26 octubre, 2014

Una fecha inolvidable para Volkswagen fue lo ocurrido en el Rallye de España, cuando los franceses Sébastien Ogier y Julien Ingrassia obtuvieron la victoria. Estos campeones han revalidado nuevamente sus títulos después de su séptima victoria de la temporada, en su carrera  número 23.

Con todavía una prueba por disputarse, el Rallye de Gran Bretaña, Ogier / Ingrassia han ampliado su renta sobre Latvala / Anttila a 31 puntos con solo 28 en juego en la cita británica que se realizara dentro de tres semanas. En la “mini final”, Andreas Mikkelsen / Ola Fløene han sido séptimos en España y se han asegurado la tercera posición de la clasificación de pilotos.

Los campeones del Mundo de pilotos y copilotos por segunda vez consecutiva, Sébastien Ogier y Julien Ingrassia, son el cuarto dúo que desde 1977 ha revalidado título. Esto ha hecho que el noveno podio de la temporada de Ogier e Ingrassia haya sido más especial en el Rallye de España. Con siete victorias y dos segundos puestos se han asegurado el título antes de terminar el año. En 2013, Ogier e Ingrassia ya ganaron los títulos de pilotos y copilotos con Volkswagen. Ahora, ellos son el octavo equipo que entra en la lista de los bicampeones del mundo. Antes de ellos, lo fueron Walter Röhrl, Juha Kankkunen, Miki Biasion, Carlos Sainz, Tommi Mäkinen, Marcus Grönholm y Sébastien Loeb, todos sumaron más de un título mundial. La guinda del pastel, la pelea de la temporada fue la lucha por el Rallye de España

Para Sébastien Ogier y Julien Ingrassia no les ha sido nada fácil la defensa del título al final de temporada por sus compañeros de equipo. Jari-Matti Latvala / Miikka Anttila han mantenido la presión hasta la línea de meta. En España estaba claro, si Ogier finalizaba por delante de Latvala, el título quedaría sentenciado. Si era al revés, el desenlace sería en la gran final del Rallye de Gran Bretaña. Un duelo emocionante que se ha prorrogado hasta la última jornada. Aunque Latvala / Anttila perdieron 36.6 segundos en los tramos de tierra del viernes, en los dos siguientes días en asfalto han logrado recortar 11.3 segundos a los franceses.

Con el triunfo en España, Volkswagen ha vuelto a hacer historia en el Campeonato del Mundo de Rallyes de la FIA (WRC). Esta marca tiene el ratio de victorias más elevado de la historia del WRC, Con 11 triunfos de 13 supone una tasa del 84.61 por ciento, una estadística única.

“¡Es una sensación fantástica ser campeón del mundo por segunda vez! Me siento en la luna. Hemos mantenido una gran lucha para defender el título. En particular, mi compañero Jari-Matti Latvala ha mostrado un rendimiento increíblemente fuerte en los últimos meses. Ahora Julian y yo nos sentimos muy felices y aliviados. El equipo Volkswagen es fantástico y le doy las gracias. No sólo por darnos un auto magnífico durante la temporada, también por la solidaridad única que hemos recibido. No importa si las cosas van bien o mal, el equipo se desvive por cada uno de nosotros y eso te aporta una gran motivación. Estoy contento y orgulloso de formar parte de este equipo. Hoy vamos a celebrar una gran fiesta para celebrar que somos campeones del mundo, ¡eso está claro!”, comentó Sébastien Ogier

Jost Capito, Director de Volkswagen Motorsport, expresó:Ya tenemos un justo ganador de la fantástica pelea que hemos visto durante toda la temporada. Sébastien Ogier y Julien Ingrassia se merecen ser los antiguos y los nuevos Campeones del Mundo de Rallyes. Han resistido perfectamente la presión a la que les han sometido Jari-Matti Latvala y Miikka Anttila, obteniendo ventaja con inteligencia, y saliendo victoriosos de esta batalla. Eso merece el máximo respeto. Nuestros tres pilotos han mostrado un rendimiento excepcional. Desgraciadamente, Andreas Mikkelsen y Ola Fløene tuvieron cierta mala suerte el sábado al perder más de dos minutos por causas ajenas a ellos. Con once victorias esta temporada, Volkswagen ha establecido un nuevo récord. Eso es gracias a todo el equipo, tanto el que está en el rallye, como en Hannover y Wolfsburg. En definitiva, ha sido un gran día para Séb, Julien y Volkswagen

“.