Dhymar Cohen
15 septiembre, 2017

Desfilando en la alfombra de Frakfurt 2017, el nuevo Maserati Ghibli, el Levante y el Quattroporte, llegan incorporando importantes elementos de alta tecnología. El GranTurismo y el GranCabrio presentan un restyling exterior y mejoras interiores.

Tanto el nuevo Ghibli como el Levante ya están disponibles en los acabados GranLusso y GranSport, que ya habían sido introducidos en el Quattroporte. El Ghibli y el Quattroporte cuentan con faros delanteros LED Adaptativos con luces largas libres de reflejos; que incorporan la tecnología Matrix para el Ghibli (desarrollada en colaboración con Magneti Marelli Automotive Lighting) y la tecnología L-shape para el Quattroporte.

Las dos berlinas de Maserati están equipadas con motores gasolina V6 de 3.0 litros mejorados en potencia y con el nuevo sistema de control integrado de vehículos (IVC), desarrollado por Bosch en colaboración con Maserati.

Maserati introduce la nueva dirección asistida eléctrica (Electric Power Steering), indispensable para incorporar los nuevos sistemas de asistencia a la conducción (ADAS) con funciones activas. El EPS sustituye a la dirección asistida hidráulica tanto en las berlinas Ghibli y Quattroporte como en el Levante, proporcionando un mejor manejo y comodidad, al mismo tiempo que se mantienen las mismas sensaciones de la dirección típica de cada Maserati.

Los icónicos GranTurismo y GranCabrio han sido elegantemente rediseñados para mejorar su aerodinámica. Igualmente, cuentan con un nuevo interior que incluye una mejora en la interfaz del conductor y un sistema de info-entretenimiento de vanguardia.