Juan Carlos García
4 agosto, 2016

El auto eléctrico se proyecta con tan alto potencial en el Reino Unido, que el número de sitios de recarga de e-autos llegará a superar el de las estaciones de servicio tradicionales para el 2020.

El país de la Corona ha perdido más del 75% de estaciones de servicio convencionales en cuatro décadas, mientras que los puntos de recarga eléctrica han pasado de cientos a miles de personas en sólo unos pocos años. Edward Jones, Gerente EV, Nissan Motor (GB) Ltd., dijo; “Creemos que el punto de inflexión para la captación masiva de EV está sobre nosotros”.

Nissan fue el primer fabricante en introducir un vehículo eléctrico producido en masa. Su éxito es exponencial, vendiendo más vehículos eléctricos que cualquier otra marca en todo el mundo.

A finales de 2015, había sólo 8,472 estaciones de servicio en el Reino Unido, frente a 37,539 de 1970. Como la tasa de descenso de las estaciones típicas de combustible es constante, Nissan predice que aproximadamente para el 2020 no superarán las 7,870.

Por el contrario, se espera que el número de sitios de recarga públicos llegará a 7,900, superando a las estaciones tradicionales.

Hace poco más de 100 años, desde que abrió la primera estación de combustible en el Reino Unido, en Aldermaston en Berkshire, el número de ellas alcanzó su punto máximo. Pero su era de oro está decayendo, a ser subsitiuida progresiva pero rápidamente por las estaciones diseñadas mediante baterías… eso viene y grandes saltos.