Juan Carlos García
15 enero, 2013

 

El primer ganador de GT Academy y embajador de Nissan en España, Lucas Ordoñez, junto a los cuatro vencedoChandhokres de GT Academy 2013, se llevaron la victoria de la categoría SP2 de las 24 Horas de Dubái que se disputaron este fin de semana en el Autódromo Dubái. Además, supuso el primer triunfo de los Atletas Nismo en esta prestigiosa prueba de resistencia.
Acompañando en el coche ganador a Lucas Ordoñez, Dubái fue la primera carrera internacional para el ganador europeo Miguel Faisca, el alemán Florian Strauss, el americano Nick McMillen y el ruso Stansislav Aksenov, que después de tres duros meses de entrenamiento lograron llevar al Nissan 370Z Nismo número 123 a la primera posición, algo increíble.

“En los últimos tres años había finalizado en tercera y segunda posición, y por fin esta temporada conseguí ganar las 24 Horas de Dubái”, comentó Lucas Ordoñez. “Siempre es una carrera muy importante para mí y, por supuesto, para los nuevos Atletas Nismo. Esta fue su primera cita internacional, por lo que ganarla fue para ellos un sueño hecho realidad. El tener los trofeos de la tercera, segunda y primera plaza de esta prueba es muy especial, me aseguraré de tenerlos todos alineados en casa. Como siempre, quiero agradecer todo el apoyo a Nissan, al equipo RJN y a todas las personas involucradas en este éxito”.

“Venimos aquí para ganar experiencia en las carreras y nuestro objetivo era terminar, así que fue increíble poder ganar”, comentó el portugués Miguel Faisca. “Todos aprendimos mucho, ya que fue una prueba difícil con muchos coches en pista. No había ni una sola vuelta en la que no tuviéramos que adelantar o ser adelantados. Fue un placer poder disputar mi primera carrera de 24 horas”.

Los pilotos del segundo auto del Nissan GT Academy Team RJN, el 370Z Nismo número 126, también subieron al podio, en su caso en el tercer escalón después de haber tenido que remontar tras los problemas que sufrieron por la noche.

Karun Chandhok, James Moffat, Tor Graves y Ashley Oldfiel corrieron en el modelo “internacional”, que demuestra hacia dónde va encaminado GT Academy. Esta incógnita será despejada dentro de poco, pero por el momento toca celebrar este doble podio en Dubái.

“Fue genial ser el primer australiano en beneficiarse del Nismo Exchange”, explicó James Moffat, que pasó de pilotar los V8 Supercars al 370Z Nismo en esta carrera. “Siempre había querido competir en una cita de 24 horas y por fin lo logré. Una prueba más fácil hubiera estado bien, pero así son las carreras. Hay que darle todo el mérito al equipo por conseguir que pudiéramos volver a pista tras los problemas. Tener dos automóviles en el podio es un gran resultado para ellos”.

“El hecho de que a lo largo de los últimos años hayamos finalizado terceros, segundos y ahora por primera vez primeros en esta carrera, indica cómo GT Academy sigue mejorando en todos los aspectos, desde la forma en que nos implicamos en la competición así como preparamos a nuestros nuevos pilotos”, dijo el Director Global de Motorsports de Nissan, Darren Cox. “Fue genial tener nueve pilotos de nacionalidades diferentes en Dubái y que todos consiguieran acabar en el podio. Se demostró una vez más la mirada internacional de Nissan Motorsport y esperamos llegar a nuevos mercados próximamente”.