Juan Carlos García
11 Mayo, 2017

Infiniti celebra el crecimiento de sus ventas a nivel mundial en el pasado 2016, obteniendo hasta un 16% de incremento respeto al año anterior, al tiempo que reportó un crecimiento de 5.0% en sus ventas en México durante el primer cuatrimestre del presente año, al colocar casi 700 vehículos en ese mercado. En su informe, la armadora señaló que en sus ventas de abril destacó el desempeño de sus dos SUV’s más grandes, la QX70, con un crecimiento de 43%, y la QX80, con 8.0%, siendo los modelos con el mejor comportamiento de la marca en el país azteca durante abril.

Al haber colocado 84,947 unidades en lo que va del año en todos los mercados donde participa, Infiniti hizo posible este 16%. Y no sólo eso: también impuso un nuevo récord de ventas del año calendario a la fecha.

En el continente americano, la marca premium reporta más de 59,000 vehículos colocados, lo que representa un incremento del 24%, en donde todos los mercados de la región alcanzaron ventas récord en el primer cuatrimestre del año.  Estados Unidos reportó más de 54,000 vehículos vendidos, un crecimiento de 26%; Canadá, con 3,820 unidades, lo que representa un 4.0% de incremento; México casi 700 vehículos en lo que va del año, lo que significa un aumento de 5.0%; y Latinoamérica más de 300 unidades hasta ahora, logrando un aumento de 18%.

En China, Infiniti tuvo el mejor primer cuatrimestre de su historia, gracias a la venta de 13,456 vehículos, que representan un significativo aumento del 19% en relación con el mismo periodo del año anterior. Taiwán, Australia y otros mercados pertenecientes a la región de Asia y Oceanía, continúan con su fuerte trayectoria. En Europa Occidental se vendieron 7,777 vehículos en lo que va del año, y en Oriente Medio 2,352, reportó la armadora.

Infiniti es una de las últimas marcas en incorporarse al mercado mundial, con escasos años abriéndose mercados en los diferentes continentes. Tiene a México como portaaviones para América Latina. Infiniti es una marca de automóviles de lujo creada por Nissan. Las ventas de Infiniti comenzaron oficialmente el 8 de noviembre de 1989 en Norteamérica para competir con Audi, Mercedes-Benz, Cadillac, BMW, Lincoln y Volvo.