Leslie Alcántara
16 diciembre, 2014

Volvo continúa revolucionando el sistema de seguridad automotriz con el nuevo XC90, que ofrece un paquete completo de protección apoyado en una funcionalidad única en situaciones de accidentes.

Lotta Jakobsson, profesor, Técnico Superior Especialista de Seguridad de Volvo Cars Centro de Seguridad indicó que “nuestra solución se centra en mantener los ocupantes firmemente en su posición y en la ‘absorción de energía’ en el asiento. Esto contrarresta las lesiones de la columna vertebral, que son consecuencias graves y relativamente frecuentes en los accidentes de automóviles”.

El compromiso de Volvo no se centra “en pasar un examen o conseguir un ranking de seguridad” dijo Lotta Jakobsson. “Se trata de averiguar cómo y por qué se producen los accidentes y lesiones, más tarde, desarrollar la tecnología para prevenirlos. Para alcanzar nuestra visión para el 2020, tenemos que cubrir todos los tipos de accidentes que se producen en el tránsito de la vida real”.

La solución de protección del completo Volvo XC90 incluye dos partes: El uso de un sensor avanzado para automóvil, una tecnología que es capaz de detectar un escenario donde se puedan producir accidentes. Unos cinturones de seguridad delanteros que pueden apretarse eléctricamente lo suficiente para que sea posible retraer y mantener a los ocupantes en posición adecuada.

Para ayudar a evitar lesiones de la columna, la funcionalidad de absorción de energía entre el asiento y el armazón para que de forma mecánica para amortiguar las fuerzas verticales que puedan surgir cuando el carro se encuentre con un aterrizaje forzoso en el terreno.

Volvo---link