Juan Carlos Diaz
31 julio, 2020

¿Cómo lo celebrarías tú? ¿Qué mákina te comprarías?

 

Mike Schickerowski nació con nistagmo, una afección ocular que lo mantuvo legalmente ciego. Jamás soñó con la posibilidad de conducir, porque hasta a sus de 44 años es cuando acaba de recuperar la visión después de una exitosa cirugía experimental. ¿Cómo lo celebró? Comprándose un Corvette…

El ciudadano residente de Alberta, California, explicó a Global News Canadá las características de su afección que “implica el movimiento involuntario de los ojos”. Aunque podía ver, los objetos siempre aparecen desenfocados. Agregó, “Si alguna vez tomaste una foto con tu cámara y la moviste ligeramente, o el objeto se movió y está borroso, son exactamente los mismos síntomas. Mi cerebro nunca interpretaría la imagen como una imagen estable, siempre fue borrosa”

Desde siempre, curar el nistagmo se consideraba misión imposible. Sin embargo, y con optimismo, Schickerowski se decidió a probar la oportunidad de la cirugía experimental para los ojos, en una clínica en California.

Global News agregó que Schickerowski compró su Corvette antes de recibir su examen de conducir, pero pasó la prueba en su primer intento en julio de 2020. Desde entonces, el legalmente ex-ciego ha estado disfrutando de su Corvette amarillo propulsado por un V8 6.2 litros con 460 caballos.

Schickerowski agregó que la mejor parte de haber recuperado su visión es poder compartir con su familia, como llevar a su hijo a pescar y llevar a su hija a comer helados. “Nunca antes pude hacer eso por mi cuenta”… y ahora sale a pescar y comer helado en un Corvette.