Juan Carlos García
23 octubre, 2013

Si hay un auto al que le cuadre excelentemente bien el apelativo de “Clásico”, es el venerable Ford Mustang. Un ícono,un referente, un paradigma, todo estos adjetivos le calzan. Desde 1964, rompió los moldes a toda velocidad, creando un cánon de deportividad con claras aspiraciones de futuro. No en vano, el Mustang ha sido una parte fundamental de la cultura automovilística global durante casi medio siglo y es uno de los vehículos más reconocibles del mundo. Hoy por hoy, es el clásico más deseado, según una encuesta realizada más de 75,000 usuarios del portal online AutoScout24.

En total, el 37% de los europeos (de Alemania, Austria, Bélgica, España, Francia, Holanda e Italia) eligió al Ford Mustang como el automóvil clásico que querrían poseer. Confirmada su llegada a Europa por primera vez, el Mustang fue claro ganador por delante del BMW M1 (20 por ciento) y el Volkswagen Beetle (11 por ciento).

“El Ford Mustang es más que un auto: es la libertad de la carretera abierta y el espíritu de la conducción de altas prestaciones”, asegura Roelant de Waard, vicepresidente de Marketing, Ventas y Servicio de Ford Europa.

Ford también ha informado que el Mustang Customizer, una aplicación online y descargable, ya ha atraído más de 500,000 visitas desde Europa. Desde su lanzamiento el año pasado, más de 4.5 millones de personas de 49 países distintos han visitado el Mustang Customizer. Alemania es la segunda mayor fuente de visitas a nivel mundial. Mustang celebra su 50 aniversario en 2014 y Ford ha lanzado una nueva serie de vídeos Mustang Countdown para destacar el icónico deportivo y a sus fans de todo el mundo.