Juan Carlos García
29 marzo, 2013

 

Las prestigiosas investigaciones de Volvo no cesan, ahora ofrece las variables del clima, con un nuevo sistema de conexión entre autos. El nuevo sistema se llama de predicción meteorológica, y consiste en comunicarse entre autos para informar sobre el estado climatológico de las rutas.

Además de la conducción automatizada, este es otro aspecto que pronto se convertirá en un elemento común de los vehículos, que se llamará C2C. Estos sistemas siguen en desarrollo, pero están faltos de un estándar generalizado para que todos los fabricantes apuesten por ello.

La idea de Volvo, que se está experimentando con 50 vehículos en Suecia, pasa por emplear las comunicaciones carro a carro para cruzar información sobre el estado de la ruta. Estos 50 vehículos “piloto” cuentan con sensores instalados que les permiten determinar si hay placas de hielo en el asfalto.