Juan Carlos Diaz
17 julio, 2020

La revista financiera The Banker certifica al Banco Popular Dominicano en la posición 742 de la lista de los 1,000 mejores bancos del mundo, lo que supone una escala de 57 peldaños respecto al año anterior. Pero en los últimos cinco años, el Banco Popular ha mejorado 165 puestos, marcando un sostenido crecimiento año tras año.

La publicación destaca el liderazgo del Banco Popular en el sector financiero dominicano, ocupando la primera posición nacional respecto de un total de tres entidades bancarias consideradas en este listado.

La clasificación de The Banker evalúa el desempeño de más de 2,000 entidades bancarias del mundo. Sin importar el tamaño por activos, el estudio toma en cuenta como indicador principal el Tier 1 Capital, que resalta cuál es la fortaleza financiera de las entidades, además de la solvencia, la liquidez, los beneficios y el retorno sobre activos, entre otras variables.

El listado de los Top 1,000 World Banks celebra en esta edición de julio de 2020 su 50mo aniversario. En vigencia desde 1926, la revista The Banker pertenece al grupo editorial Finantial Times y es una de las voces editoriales de mayor peso en el sector de publicaciones financieras.

En su nota editorial, la revista señala que, en términos globales, la industria financiera ha entrado a la crisis sanitaria de la COVID-19 en buena forma y con capacidad para resistir el choque económico. No obstante, los resultados son impredecibles, dada la incertidumbre del fenómeno vírico a nivel mundial.

Por bloques regionales, los bancos chinos lideran la industria financiera mundial, seguidos de los estadounidenses y japoneses, según el listado de The Banker.

El señor Christopher Paniagua, presidente ejecutivo del Popular, expresó su “orgullo y satisfacción” por este resultado dentro de los mil mejores bancos del mundo, agradeciendo a “los miles de colaboradores que a diario hacen posible estos logros con su trabajo” e indicando que la entidad bancaria “mantiene su compromiso de liderar la industria financiera nacional en un entorno sostenible, acorde a los cambios y desafíos de los tiempos, de las transformaciones tecnológicas y la globalización del comercio y la cultura”.